Archivo de la categoría: editorial

.: rompiendo con todo

Estándar

Uno supone que cuando se escribe un libro es para que otros lo lean, que se cuenta una historia o se ofrece una poesía pero siempre siempre suponemos que se busca que el otro la entienda. Al menos pueda leerla.

Bueno, esto NO es lo que pensó Mark Danielewski en su libro La casa de hojas.

Tapa de La Casa de Hojas dedicatoria página de créditos arriba

Se trata de una novela que narra la historia de un fotoperiodista premiado y famoso, que se muda con su familia al campo. Muy pronto el protagonista descubre que la casa a donde se mudan tiene una falla arquitectónica curiosa: su espacio interior es más grande que el que debería ocupar según sus dimensiones exteriores. Pero también es la historia de un tatuador de Los Ángeles. 

El texto tiene muchísimas notas al pie, muchas de las cuales incluyen a su vez notas al pie derivadas que refieren a libros, películas y artículos académicos inventados. Algunas páginas contienen sólo unas pocas líneas de texto distribuidas de forma irregular para reflejar los acontecimientos que suceden en la narración, de forma que se pretende trasladar al lector las sensaciones claustrofóbicas y agorafóbicas que sufren los personajes de la historia. Tiene páginas con el texto invertido, cajas de texto que a su vez están rodeadas por más texto y citas y notas al pie; páginas que tienen apenas un punto solitario, páginas con una partitura, o un texto en Braïlle; páginas con un renglón dentro de todo el blanco; páginas con un sola palabra, reproducciones de fotos, cuadrados negros, rojos, vacíos; páginas con texto en rojo, tachado pero todavía legible. La palabra “casa” siempre aparece en azul. Usa Times New Roman; también Courier, pero también otra arábica. Lleno de anomalías, de situaciones y recursos gráficos “impropios” en diseño editorial, por eso durante años se consideró que La casa de Hojas, a pesar de su éxito iba a ser imposible de editar en castellano.

notas al pie IMG_5263 IMG_5265

IMG_5254

 

La maquetación del libro no responde en absoluto a ninguno de los principios de diseño editorial que uno espera encontrar en un libro. En definitiva se trata de un libro-objeto que utiliza a ultranza los recursos de la tipografía, la maquetación, los colores y las cajas tipográficas. Tiene más de setecientas páginas, más de una veintena de editores se negó a publicarlo, pero una vez que consiguió editor, se convirtió en best seller. fueron las editoriales españolas Pálido Fuego y Alpha Decay que hicieron este trabajo que ya se consigue en las librerías argentinas.

IMG_5262

La semana pasada le pregunté a quien me lo mostró (hace 4 meses) si le había gustado la novela y me contestó que aún no la había leído. Supongo que debe ser una tarea bastante difícil, al menos debe ser necesario hacerlo bien cómo pudiendo apoyarlo. No lo veo como lectura de cama.

A por él.

 

 

 

.: Método adi(c)tivo del diseño editorial :.

Estándar

Hace rato participé del Seminario de Jorge De Buen Unna, en Santa Fe (Argentina) y allí habló sobre el Método Aditivo en el Diseño Editorial. Este método, principalmente, consiste en 5 pasos que van sumándose (supongo que de allí vendrá lo de aditivo) y que nunca se vuelve atrás con las elecciones. Por ello se debe hacer cada paso con mucho método para asegurarnos ir por buen camino y así pasar al siguiente paso.

Los pasos son 5 y consisten en: 1. La correcta elección de la tipografía; 2. El ancho de la columna; 3. El cuerpo tipográfico; 4. Una correcta interlínea y 5. La cantidad de renglones por página.

Muy resumidamente sería

1. Tipografía: Debe ser una fuente completa y que posea versalitas. Nos señaló que a las versalitas siempre hay que espaciarlas con números sevillanos y que las negritas solo se deben usar en títulos, no dentro de un párrafo. Siempre realizar un printer de la página, pues la pantalla no da un color tipográfico fiable.

2. Medida: Cuenta que Emir Ruder sostenía que el ancho debía ser de no más de 7 palabras. Pero él era alemán, con lo que sus 7 palabras son bastante más largas que muchas nuestras, por lo que las fórmulas son relativas. él propone llevar la columna a 80 caracteres > imprimir y anotar nombre de la fuente, cuerpo y cantidad de caracteres. Repetir con 75 caracteres (imprimir y anotar todo) y de nuevo con 70 caracteres, y así, siempre con los mismos valores de cuerpo e interlinea. Esta es la base para llegar a un buen renglón. La alineación izquierda (en bandera derecha) respeta los espacios entre palabras y la división de palabras es un recursos muy rico para trabajar.

3. Cuerpo: Es la siguiente variable a trabajar recordando que los renglones de una cara están en registro con los de la otra cara. Lo mismo con los márgenes. En composición en bandera habrá que evitar que se recorten caras.

4. Interlineado: En este ítem nos habló de las líneas ladronas, de los espacios diacríticos y del indebido uso del tracking. Antes de hacer tracking propone 1) lettering spacing; 2) espacio irrompible; 3) guión discrecional; 4) modificación de la caja de texto pero evitar la transparencia (fijarse de a 4 páginas) y 5) hechar mano a título y subtítulos. Solo podría usarse para ensanchar la prosa, haciéndolo palabra por palabra.

5. Cantidad de renglones por página: JDBU aconseja 2800 caracteres por página, comentó que el  ideal es que la fibra del papel esté paralela al lomo.

a‐ la mancha tipográfica debe estar alineada con la diagonal.

b‐ la altura de la mancha tipográfica es igual a la anchura del papel.

c‐ el margen lomo es 1/2 del margen corte.

d‐ margen cabeza es 1/2 margen pie.

También dió cátedra de uso de InDesign, mostrándonos de donde salían cada una de las funciones que proponía, pero eso ya es demasiado para etse post y debiera prácticarlo bastante antes.

.: pequeño editor :.

Estándar

Me pareció muy interesante esta propuesta de pequeño editor, sello argentino fundado en 2002, dedicado edición de libros ilustrados para “pequeños lectores y grandes curiosos”. Se trata de un proyecto editorial de carácter autoral con espacio en cada libro para la experimentación en lo visual y en lo literario.

El grupo de pequeño editor está formado por un equipo de edición con diseñadores, fotógrafos, ilustradores y escritores.

.: contratapa :.

Estándar

Me compré un libro, eso no es lo raro. Rara es la contratapa:

20110913-111546.jpg
Imposible no comunicar. No se puede no comunicar, aun el silencio dice mucho y esta contratapa es muy llamativa.
Recién empiezo a leer el libro, pregunté en la librería y por lo que pude ver, varios títulos de esta colección tienen la misma contratapa.
Es un libro de Ediciones Cátedra, colección teorema.
La tapa es otra cosa, o en realidad no:

20110913-112258.jpg

.: información diseñada :.

Estándar

Un tema que me interesa mucho es el diseño de información, pero también me gusta mucho cuando en realidad la forma de dar una información es dinámica y creativa sin importar si es algo donde sea fundamental la jerarquización o la importancia del contenido.

Compré un libro para hacerle muñecos a mi hija, pero creo que más que muñecos para ella lo que más me gustó fue el libro para mí.

 

 

 

The Cuter Book de Aranzi Aronzo. Muy buen diseño.

.: la casa de Usher :.

Estándar

Me compré La caída de la Casa de Usher con ilustraciones de Diego Molina, ¡una versión muy muy linda! Con una puesta en página extremadamente cuidada, los dibujos dan justo en el clavo del ambiente que este cuento de Poe genera. Hasta la numeración volada de las páginas hacen a la historia.

La Dirección General fue de Mauricio Volpi. Andrea Fuentes Silva hizo la Dirección editorial y de arte, el Diseño Gráfico es de Sandra Ferrer Alarcón.

La caída de la Casa de Usher, Nostra Ediciones, 2010 ISBN 978-968-5447-88-1

.: cuentos para Manuela :.

Estándar

Como diseñadora trabajo mucho con libros, gran parte de mi trabajo es editorial y en gran medida libros infantiles. Ayer invité a almorzar a mi hija de 6 años: la retiré de la escuela y nos fuimos a El Ateneo que está en la misma manzana, ubicado donde estaba el teatro Grand Splendid de Buenos Aires.
Almorzamos, ella estaba feliz de estar sentada en el escenario de lo que había sido un gran teatro, yendo y viniendo tratando de ver todo y fascinada con los balcones, el techo, el tablero de luz, con absolutamente todo. No era la primera vez que íbamos, pero esta vez se sentía dueña del lugar.
Después de comer, recorrimos la parte de la librería y eligió unos cuentos. Yo le elegí otros dos que me llamaron la atención.

Uno se llama Por una noche de Mario Lillo y el otro se llama La invitación de Mónica Melo. Se trata de dos libritos impresos a dos tintas solamente, en papel rústico de no más de 140 grs, acaballado. Tienen una sobre cubierta un poco más producida en ilustración de unos 270grs con laminado polipropileno mate. Como pieza editorial muy bien utilizados los recursos.

El contenido me pareció diez veces mejor. Se trata de dos libros pertenecientes a la colección Comunidades de la Editorial La Bohemia ediciones Macma en la que relatan historias tradicionales de culturas que han sufrido importantes cambios o migraciones. En Por una noche habla del pueblo Aymará (Bolivia) y en La invitación habla sobre una historia china. Cada uno de los cuentos está en versión bilingüe. La reacción de mi hija al ver qué tan diferente escriben otras personas en otros lados fue impresionante, ella justo está empezando a aprender a leer y a escribir. Nunca se imaginó que en otros lados se ordenaban distinto las letras o que directamente estaban formadas de distinta manera.

El mensaje de cada uno, unido a la calidad de las ilustraciones realmente me parecieron geniales. Después de comprarlos, nos sentamos en los sillones y le leí uno. Esteba feliz, esperando volver rápido a la escuela para contarle a su maestra lo que se había enterado y la linda historia que le había leído.

En la contratapa nos invitan a una reflexión brillante, que deberiamos tener en cuenta los que tenemos hijos porque personalmente creo que no es solamente pensar en el mundo que le voy a dejar a mi hijo, sino ser responsables del hijo que le vamos a dejar al mundo:

“El objetivo es convidar a los lectores de habla hispana con otras culturas. Porque solo se ama lo que se comprende, y solo se comprende lo que se conoce.”

¡Celebro esta colección!

.: organizando el caos :.

Estándar

Ya llegó la novum 4/11 y tiene una entrevista a Ariel Garófalo muy interesante donde le preguntan, entre otras cosas cómo sería el proceso ideal de rediseño de un proyecto editorial exitoso, los factores a tener en cuenta en cuanto a lograr una lectura fluida, etc, etc.

Muy bueno, ojalá organicen nuevamente talleres donde pueda ir a escuchar a profesionales como Garófalo acá en Buenos Aires.

.: Postgrado en Diseño Gráfico y Proyectos Editoriales :.

Estándar

Elisava, Escuela Superior de Diseño de Barcelona ofrece su Diploma de Postgrado en Diseño Gráfico y Proyectos Editoriales, título expedido por la Universitat Pompeu Fabra (UPF) y aquella primera. La duración del curso es de de marzo a julio de 2011 con un valor de 3.800 EUR. (Los antiguos alumnos de ELISAVA obtendrán un 10% de descuento en el importe de la matrícula. Los miembros de la Asociación de Antiguos Alumnos de ELISAVA, Elisava Professionals (EP), obtendrán un 15% de descuento en el importe de la matrícula).

Podés ver el programa o leer esta información general. Me gustaría mucho poder hacerla, pero deberé esperar a la 11° Edición.

.: Diseño editorial :.

Estándar

Hoy empezó la Conferencia Internacional “La letra. El texto. El papel. La pantalla” en Santa Fe. Empezó temprano con el Workshop de Jorge de Buen Unna (Querétaro, MX) excelente! La foto es bastante buena si tenemos en cuenta que estaba todo a oscuras para poder ver la proyeccción del cañon.

De Buen Unna empezó en esta primera etapa a explicar el método aditivo del diseño editorial, que será otro post.

A la tarde estuvo la muestra de Tipos Latinos en la sede del centro de la UNL.

Y más tarde fue el mometo de la mesa redonda. En otro post contaré qué se habló y qué temas quedaron presentados.

De derecha a izquierda Horacio Gorodischer, Miguel Catopodis, Andreu Balius, Alejandro Lo Celso, José Scaglione, Jorge de Buen Unna y Pepe Volpogni.

Hoy fue el primero de tres días, esto es solamente un adelanto.

.: el tamaño sí importa :.

Estándar

O por lo menos cómo se mida la cosa… El diseño gráfico necesita dimensionar y medir muchas veces. En diseño editorial se sirve, por ejemplo, de medidas absolutas y de medidas relativas.

Las primeras son valores fijos, como los puntos o picas. Se expresan en términos finitos.

Las segundas, es decir las medidas relativas son aquellas que están vinculadas a parametros no establecidos aún; por ejemplo las emes son relativas y están relacionadas al tamaño de la letra impresa.

Ahora bien ¿Para qué sirve tener este tipo de medida? La eme es la unidad de medida relativa usada en composición para definir y determinar el espaciado básico. Si el tamaño del cuerpo aumenta, también lo hará el de la eme. ¿Cómo “fracciono” la eme? Bueno, la ene es la mitad de una eme. Si la eme es de 60 pt, la ene será de 30 pt.

Volviendo a las medidas absolutas, podemos nombrar a las picas. Una pica es una unidad de medida equivalente a 12 puntos y se usa paramedir las líneas de texto. Una pica es 4,233 mm. En una pulgada hay 6 picas…

.: Josef :.

Estándar

Josef Müller Brockmann diseñador gráfico de origen suizo que fue el máximo representante de la escuela suiza, junto con junto con Armin Hoffmann. Instaló su primer estudio a los 22 años donde comenzaría a trabajar principalmente como ilustrador pero con el tiempo comenzaría a plantear otros paradigmas visuales, de estilo pulcro y preciso, utilizando fotográficas y tipografía. Comenzó como aprendiz en un estudio de publicidad. Más tarde sería consejero de IBM, llegando a su más alta popularidad en la década de 1960.
Gráficamente promovía el uso de un estilo limpio y sin elementos decorativos, organizando los elementos del mensaje visual (tipografías, colores, figuras, fotos) dentro de una retícula, que servía para ordenarlos y permitir así una mejor lectura de la pieza.
Es uno de los exponentes de la escuela de Zurich, junto con Max Miedinger (creador de la tipografía helvética, 1957), y Adrián Frutiger (creador de Univers, President, Phoebus, Online y Meridien).

Müller-Brockmann

Müller Brockmann

Después de la Segunda Guerra Mundial, que los pasó en el ejercito de la neutral Suiza, volvió a su actividad de artista comercial, pero el cansancio de una actividad gráfica demasiado limitada por las necesidades comerciales terminó por orientar su interés hacía artistas como Max Bill y otros representantes del Movimiento Moderno que le hicieron abandonar definitivamente la ilustración en favor de un grafismo configurado por imágenes fotográficas y tipografía sobre una estructura geométrica. Su serie de carteles, creados en los años cincuenta para el Zurich Tonhalle, mostraban lo que constituía el soporte ideológico del Konstruktive Grafik; el rechazo del dibujo libre y la subordinación a la estructura reticular que era sólo alterada en alguna ocasión por el uso de ejes diagonales.

Afiche
Afiche

.: formato de libros :.

Estándar

Las ediciones en tamaño folio son libros hechos con hojas que han sido dobladas una sola vez. Las ediciones en cuarto han sido dobladas dos veces y las en octavo tres veces: resultando 16 páginas. Estos libros se basan en tamaños de papel standar y son una fracción exacta de una hoja de papel.

Tamaño de libros ya plegados y guillotinados:

16mo Demy 143x111mm

18moDemy 146x95mm

8º de Foolscap 171x108mm

8º Crown 191x127mm

8º CLarge Crown 203x133mm

8º Demy 222x143mm

8º Medium 241x152mm

8º Royal 254x159mm

8º Super Royal 260x175mm

8º Imperial 279x191mm

4º de Foolscap 216x171mm

4º Crown 254x191mm

4º Demy 260x222mm

4º Royal 318x254mm

4º Imperial 381x279mm

Folio Crown 381x254mm

Folio Demy 445x286mm

Folio Royal 508x318mm

Música 356x26mm